Estanterías automatizadas: rapidez y precisión en el almacén

24 septiembre 2021

Las estanterías automatizadas son aquellas en las que la mercancía se deposita en las ubicaciones y se extrae de ellas con la ayuda de equipos de manutención automatizados como, por ejemplo, transelevadores para estibas o miniloads (transelevadores para cajas).

En este artículo, veremos cómo los almacenes automatizados son muy útiles para incrementar la eficiencia de las operativas y optimizar la superficie disponible.

Qué es una estantería automatizada y qué ventajas ofrece

La estantería automatizada es una evolución de la estantería tradicional. Su utilización permite mecanizar los procesos de entrada y salida de la mercancía de los canales de almacenaje, sustituyendo los montacargas conducidos por operarios por equipos de manutención completamente autónomos.

Ahora bien, ¿dónde suelen emplearse este tipo de estanterías? Por lo general, en aquellos almacenes en los que el flujo de mercancías es muy elevado (por ejemplo, instalaciones que abastecen continuamente las líneas de producción).

La apuesta por estanterías automatizadas aporta a la empresa distintas ventajas:

  • Mayor aprovechamiento del espacio disponible. Se optimiza la superficie del almacén para dar cabida a más productos. Los transelevadores pueden elevar la mercancía hasta los 45 m de altura en pasillos de tan solo 1,5 m de ancho.
  • Operativa ágil. Los transelevadores realizan las entradas y salidas de productos con los mínimos movimientos y desplazamientos posibles. Por este motivo, la productividad es muy alta.
  • Alta disponibilidad. Cualquier equipo de manutención automático puede trabajar 24 horas al día, 365 días al año.
  • Control de la mercancía. Las unidades almacenadas están controladas en tiempo real porque el sistema de gestión de bodegas hace un seguimiento de la trazabilidad de los artículos.
  • Disminución de fallos. Se eliminan errores derivados de la gestión manual. Los equipos de manutención introducen y extraen la mercancía con máxima precisión.

La popularidad de las estanterías automatizadas se ha visto impulsada en los últimos años por el auge de la automatización del e-commerce, la llegada de la logística 4.0 o como solución para afrontar las dificultades que conlleva la pandemia por COVID-19.

Las empresas recurren a las estanterías automatizadas para incrementar la productividad de sus cadenas de suministro
Las empresas recurren a las estanterías automatizadas para incrementar la productividad de sus cadenas de suministro

Equipos de manutención para estanterías automatizadas

Como ya hemos señalado, toda estantería automatizada incluye siempre algún equipo de manutención autónomo que asume la operativa de colocación y extracción de la mercancía.

Los transelevadores trilaterales, por ejemplo, se utilizan para automatizar almacenes tradicionales de hasta 15 m de altura en los que operan montacargas trilaterales manejadas por operarios. Estas máquinas se encargan de manipular las estibas con total autonomía y, para hacerlo, disponen de un sistema de extracción giratorio que recoge y deja la mercancía en tres posiciones: una frontal y dos laterales.

La implementación de transelevadores para estibas es otra alternativa de automatización. Al igual que los transelevadores trilaterales, estas máquinas se desplazan a lo largo y alto de los pasillos del almacén ubicando y extrayendo cargas paletizadas de las estanterías de forma automática, aunque a mucha mayor altura, ya que alcanzan hasta los 45 m de altura.

Una tercera posibilidad de automatización es la que ofrece el Pallet Shuttle automático, un sistema de almacenaje formado por un carro motorizado que circula por el interior de los canales de almacenaje introduciendo y extrayendo las estibas de sus ubicaciones automáticamente. A su vez, un transelevador o una lanzadera automatiza el recorrido del carro entre el punto de entrada y salida del almacén y los distintos canales de almacenaje.

Por último, cuando se almacenan cajas en lugar de estibas también es posible configurar estanterías automatizadas con  transelevadores para cajas. Su función es la misma que la de los otros tipos de transelevadores: introducir y extraer la mercancía de sus huecos de modo completamente automático.

Estanterías automatizadas para estibas

Las estibas son las unidades de carga más habituales para mover y almacenar materias primas y productos terminados en la gran mayoría de industrias. Veamos qué tipo de estanterías de palets suelen automatizarse:

Estanterías de simple profundidad

Estas estanterías ofrecen acceso directo a los productos y pueden automatizarse con un transelevador.

Por ejemplo, la firma cosmética Natura Bissé puso en marcha un almacén automático de estibas en Barcelona (España) compuesto por dos pasillos con estanterías de simple profundidad a cada lado. Con este proyecto, la empresa consiguió una operativa ágil y eliminar los errores derivados de la gestión manual de la mercancía.

Almacén de cosmética de Natura Bissé en Barcelona con estanterías automatizadas de simple profundidad
Almacén de cosmética de Natura Bissé en Barcelona con estanterías automatizadas de simple profundidad

Estanterías de doble profundidad

Las estanterías para estibas de doble profundidad pueden automatizarse mediante un transelevador dotado de horquillas telescópicas capaces de alcanzar las estibas situados en la segunda profundidad de las estanterías.

Este es el sistema empleado en las instalaciones de Intersurgical, en Lituania. Esta empresa de dispositivos médicos posee un almacén automático de 30 m de altura con ocho pasillos de 121 m de longitud y estanterías de doble profundidad que dan cabida a 50.400 estibas. La compañía se decantó por esta solución para aprovechar mejor el espacio de su almacén, obtener una mayor capacidad de almacenaje y poder operar 24h/365 días.

Intersurgical posee un almacén automático autoportante en Lituania con estanterías automatizadas de doble profundidad
Intersurgical posee un almacén automático autoportante en Lituania con estanterías automatizadas de doble profundidad

Estanterías dinámicas

En este sistema de almacenaje, las estanterías están formadas por un conjunto de canales con una ligera inclinación, lo que facilita que las estibas se desplacen por gravedad desde la parte más alta (entrada) hasta la más baja (salida). Estas estanterías pueden ser automatizadas con la ayuda de un transelevador que introduzca o extraiga las estibas de sus huecos.

Compañías que gestionan productos de gran consumo o con una rotación elevada suelen recurrir a las estanterías dinámicas con un transelevador para lograr una mayor agilidad en las entradas y salidas de sus artículos. Entre ellas, por ejemplo, Pons Químicas (España), fabricante de productos químicos, cuenta con un bloque de estanterías dinámicas y un transelevador que deposita los productos terminados en la ubicación correspondiente a medida que salen de producción.

La empresa química Pons Químicas automatizó sus estanterías dinámicas con un transelevador
La empresa química Pons Químicas automatizó sus estanterías dinámicas con un transelevador

Estanterías con Pallet Shuttle

Las estanterías por compactación pueden automatizarse con un Pallet Shuttle semiautomático: un carro motorizado que recorre el interior de los canales de almacenaje introduciendo y extrayendo las estibas de sus ubicaciones. Por regla general, es el operario quien suele colocar el carro y las estibas en sus ubicaciones con la ayuda de un montacargas, si bien estos movimientos pueden automatizarse por completo con transelevadores o lanzaderas.

El Pallet Shuttle automático es una solución recurrente en empresas que almacenan un gran número de estibas por referencia y que manipulan productos de mucha rotación (con entradas y salidas constantes).

Este es el caso del productor de legumbres portugués Cistér, que eligió la modalidad de Pallet Shuttle automático con lanzaderas para optimizar su cadena de suministro. Gracias a la implementación de este equipo, que deposita los productos terminados a medida que salen de las líneas de producción (alrededor de 600 estibas diarias), todo el movimiento de la mercancía es automático. Obviamente, esto elimina errores y evita que se produzcan daños accidentales a los productos.

Estanterías automatizadas para cajas

Al igual que las estanterías para estibas, las estanterías para cajas pueden ser de simple o doble profundidad.

Las estanterías de simple profundidad se eligen cuando se prioriza la agilidad sobre la capacidad, ya que el transelevador miniload es más rápido almacenando las cajas. Esta es la opción elegida por el mayorista líder de droguería y perfumería Unidroco, que cuenta con un almacén automático de cajas con siete pasillos y estanterías de simple profundidad a cada lado.

Por el contrario, las estanterías de doble profundidad son ideales para empresas que desean un equilibrio entre capacidad de almacenaje y velocidad a la hora de manipular las cajas. La firma de elementos de fijación Paolo Astori, por ejemplo, implantó estas estanterías porque gestiona multitud de referencias (20.000 de distintos tamaños, rotaciones y características).

Las estanterías automatizadas para cajas instaladas en el almacén de Paolo Astori se sirven de un transelevador miniload
Las estanterías automatizadas para cajas instaladas en el almacén de Paolo Astori se sirven de un transelevador miniload

Estanterías automatizadas para un futuro tecnológico

Es indudable que el futuro será cada vez más tecnológico y que la automatización logística es una tendencia consolidada entre las empresas que buscan diferenciarse de sus competidores, mejorar la calidad de su servicio y abaratar costos. En este contexto, la implementación de estanterías automatizadas supone un paso decisivo en el camino hacia la máxima eficiencia de los procesos logísticos, ya que aportan soluciones que garantizan rapidez, precisión y seguridad.

En Mecalux tenemos una larga experiencia en el diseño de soluciones de almacenaje automáticas personalizadas para resolver cada necesidad. Contacta con nosotros para que uno de nuestros expertos te informe sobre cómo sacar partido a tu logística con la ayuda de la tecnología.